13.7 C
San Jose
miércoles, enero 19, 2022

Tips 506: Cómo planear un viaje a Costa Rica que deja un impacto positivo

Llegó el año nuevo, y con él las posibilidades. Una de esas podría ser una visita a Costa Rica, país que en los últimos meses ha resonado en todas las esquinas del mundo del turismo como uno de los destinos más apetecidos para el 2022. 

¿Es usted una de esas personas? 

Mientras realiza su investigación para planear un viaje inolvidable a este rincón del mundo tan biodiverso y especial, tal vez se está preguntando no sólo dónde quedarse y qué empacar, sino también cómo lograr que su visita tenga un impacto positivo. A veces la respuesta a esa pregunta no es sencilla, por eso queremos ayudarle con algunas reflexiones.

Las personas que desean viajar tienen en sus manos la posibilidad de crear un cambio positivo en el mundo al elegir los destinos, anfitriones, actividades y operaciones a las que entregarán sus dólares turísticos. Leí por ahí que deberíamos verlo como una “votación del público”, ya que al invertir el dinero destinado a vacacionar en lugares que ya están haciendo una diferencia, les estaremos ayudando a crecer, a ser reconocidos y a continuar con su misión.

Una familia de visitantes en el Parque Nacional Corcovado disfrutan de cerca una manada de pizotes. En Corcovado, muchos de los animales están acostumbrados a los visitantes, que han visto desde que nacieron. Mónica Quesada Cordero / El Colectivo 506

¿Qué quiere decir ‘turismo con impacto positivo’?

Turismo sostenible, eco-turismo, turismo regenerativo, turismo responsable. ¿Ha escuchado mencionar todos estos términos? Todos y cada uno de ellos hablan justamente eso, que la actividad turística tenga un impacto positivo en todos los actores que la llevan a cabo: los turistas, los anfitriones, el medio ambiente del destino y el planeta, las personas que viven y dan vida al destino, la cultura que caracteriza a ese destino, la economía de todas las partes. 

El debate sobre cuál es mejor—si turismo sostenible, eco, regenerativo, responsable—es grande, pero al final las conclusiones son más o menos las mismas. 

Más allá de concentrarnos en el término que usamos para referirnos a nuestro viaje, los turistas pueden hacer preguntas concretas a sus agencias de viajes, tour operadores y hoteles. Al igual que uno pregunta de antemano si pueden acomodar nuestras necesidades e intereses, uno puede averiguar si su inversión como viajero va a generar beneficios a la comunidad que visita.

Una mariposa morfo se alimenta de la sábila de un árbol en el Parque Nacional Corcovado. Mónica Quesada Cordero / El Colectivo 506

¿Cómo puedo planear un viaje a Costa Rica que tenga un impacto positivo?

“Uno de los retos para asegurar que su viaje sea sostenible es tomar las decisiones correctas cuando está planeando su viaje”, dice Conchita Espino, Directora Ejecutiva de Asociación Mar a Mar. Esa organización creó El Camino de Costa Rica, una iniciativa que une la costa Atlántica y Pacífica de Costa Rica en un sendero de 280 km a través de comunidades rurales. 

“Debe considerar dos objetivos. Lo que usted está buscando es determinar cuánto del dólar turístico se quedará en las comunidades locales, y cuál será el impacto de su visita en el medio ambiente y la organización social de las comunidades”, agrega Conchita.

Cuando Conchita habla del dólar turístico y cuánto quedará en las comunidades, se refiere a una realidad del turismo que no todos conocemos que se conoce como “fuga turística”, y se refiere a cómo el dinero que ingresa a un país a través del turismo, no siempre se queda en la economía de ese país. Según el Atlas de los Oceanos de las Naciones Unidas, hasta el 2016 “en promedio, de cada $100 que gasta un turista de un país desarrollado en sus vacaciones, alrededor de $5 realmente se quedan en la economía del país en desarrollo que visitó”. 

Mucha de esa fuga del dólar turístico ocurre cuando los visitantes eligen alojamientos, atracciones y servicios que se han generado con capital extranjero. Muchas veces, cuando se elige viajar con un touroperador grande e internacional, se podría estar favoreciendo esta fuga del dinero. Pero Conchita tiene una serie de sugerencias para evitarlo. 

Rebeca Quirós Herrera es guía certificada para trabajar dentro del Parque Nacional Corcovado. Para ella, un viaje de un turista que tenga impacto positivo en el país ocurre cuando el turista se toma el tiempo de contratar emprendimientos nacionales y sobre todo locales. Mónica Quesada Cordero / El Colectivo 506

“Pregunte por el tamaño del grupo que lo acompaña y el tamaño del transporte. En un grupo de 30 o más es muy difícil asegurar una visita beneficiosa para el ambiental y la comunidad, aunque se puede hacer si el operador está realmente comprometido con esos valores”, dijo.

También agregó este conjunto de preguntas para hacerle a su proveedor:

  • ¿Qué porcentaje de los empleados son contratados localmente por los alojamientos?
  • ¿Los alojamientos hacen donaciones a la comunidad o tienen una relación con la escuela, clínica o asociación de desarrollo?
  • ¿Cuántas comidas y excursiones se incluyen en la estadía del hotel y cuántas se realizan en operaciones independientes de propietarios locales? ¿Cuánto de lo que se consume se cosecha localmente?

Si las respuestas no llegan tan rápido como desea, siga otro consejo de Conchita y tome otro paso adelante observando detenidamente la diversidad de proveedores en su recorrido. “Trate de determinar cuántas empresas diferentes están participando, o ¿es todo parte de un solo proveedor?”, Si la respuesta es que su tour tiene muchos proveedores, entonces su viaje podría tener un impacto positivo en los destinos que visitará.

Rebeca Quirós Herrera es guía certificada para trabajar dentro del Parque Nacional Corcovado. Apoyar iniciativas comunales como proyectos de protección medioambiental o de desarrollo cultural son otra manera de que un turista tenga un impacto positivo en Costa Rica, dice Rebeca, quien además de ser guía y empresaria turística es una líder comunal en Bahía Drake. Mónica Quesada Cordero / El Colectivo 506

“Es muy difícil determinar el impacto social que tiene la presencia de turistas antes de su viaje. Sabrá más cuando esté ahí”, agrega Conchita. “Si usted ve que existe una barrera entre el turista y la comunidad, le recomiendo que pregunte y si identifica un problema, escriba al respecto. Barreras entre los turistas y la comunidad podrían ser indicativo de que el operador no está involucrando suficientemente a la comunidad en las ganancias”.

“No hablo de regalías. Estoy hablando de una relación comercial y de colaboración como sector privado”.

Ahora bien, si usted es de los viajeros que les gusta organizar su propio itinerario, haga un esfuerzo por encontrar proveedores que sean de capital local, con identidad costarricense y aún más identidad hiperlocal específica de la región y comunidad que visita. También, revise si el proveedor tiene alguna certificación que garantice que la actividad es amigable con el ambiente. Tome el tiempo de leer la presencia de estos servicios en línea, su página web, sus redes sociales, y cuestione lo que lee. 

Muchas veces un alojamiento, un guía, un restaurante no posee certificaciones de sostenibilidad—tema que tocaremos a fondo en nuestra primera crónica de Herramientas 2022 el sábado 8 de enero—pero sus prácticas diarias hablan claramente de su compromiso con la comunidad y el medio ambiente. 

“El impacto ambiental debería ser fácilmente visible”, dice Conchita respecto a cómo asegurarse que su proveedor de viaje le está llevando a un destino que cuida el medio ambiente. “Me refiero a prácticas de reciclaje visibles, prácticas para el ahorro de energía claras, el tipo de productos que usa y el empaque deben ser seguros para el medio ambiente”. 

Ahora bien, usted como turista puede tomar el toro por los cuernos y realizar prácticas individuales que también ayudarán al medio ambiente. Por ejemplo, evite y rechace el uso de botellas de agua desechables—¡el agua del tubo es potable en Costa Rica!—pajillas plásticas, y otros empaques de único uso. Elija transporte grupal o público. Planee en su viaje algún tipo de actividad para disminuir su huella de carbono, como plantar árboles, recolectar basura de las playas, apoyar algún esfuerzo ambiental. 

Al final, ya sea que su viaje lo organice usted o una agencia de viajes, lo importante es cuestionar el servicio y pedir que éste se aline con sus valores y lo que usted desea que su dinero haga por el planeta. 

“A un tour operador le toma más trabajo involucrarse con la comunidad, así que si están haciéndolo, estará presente en todas sus descripciones y en las respuestas a sus preguntas”, dice Conchita. “Si las respuestas son muchas ‘no lo sé’, considere otra alternativa”.  

Visitantes de un tour de un día en el Parque Nacional Corcovado caminan por la playa de regreso a las lanchas que les trajeron al parque ya sea de Bahía Drake o de Puerto Jiménez. Mónica Quesada Cordero / El Colectivo 506

Agradecemos el apoyo de Travel with Ann Experiential para las notas para viajeros que forman parte de nuestra edición de enero, «Herramientas 2022». Ann Becker ha sido emprendedora a lo largo de su carrera. Con más de tres décadas de experiencia en gestión de reuniones/eventos y consultoría estratégica, combinada con una pasión por viajar arraigada en encuentros humanos profundos y mutuamente beneficiosos, en 2005 comenzó Travel with Ann Costa Rica. Durante 15 años creó y lideró más de 40 viajes vivenciales en grupos pequeños en Costa Rica, países vecinos, y Chile. Hoy, a través de Travel with Ann Experiential, Ann se dedica a apoyar y fortalecer las pequeñas empresas de viajes responsables, las organizaciones sin fines de lucro, y los líderes de la industria al forjar conexiones estratégicas; aportar nuevas perspectivas; involucrar y elevar diversas voces; y fortalecer la capacidad organizativa.

Mónica Quesada Corderohttp://www.mqcphoto.com
Mónica (Co-Fundadora, Editora Gráfica) es una galardonada fotoperiodista con 15 años de experiencia en el desarrollo de proyectos fotográficos en el área editorial, retrato, vida silvestre, comida y arquitectura. Además, cuenta con experiencia en escritura y redacción y una maestría en Producción Audiovisual y Multimedia. Mónica (Co-Founder, Graphic Editor) is an award-winning photojournalist with 15 years of experience developing photographic projects in the editorial, portrait, wildlife, food and architecture areas. In addition, she has experience in writing and a master's degree in Audiovisual and Multimedia Production.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Advertisment -spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

Edición Actual

spot_img