23.2 C
San Jose
miércoles, mayo 25, 2022

¿Cómo pueden los turistas apoyar el bienestar animal en Costa Rica?

Cuando los viajeros bajan del avión en Costa Rica, sus ojos generalmente son bombardeados de imágenes de playas, volcanes, selvas tropicales y animales salvajes. Sin duda, la espectacular fauna del país es uno de sus mayores atractivos turísticos, y suele formar parte de los mejores recuerdos de la estancia de una persona. Pero para los viajeros que quieren tener un impacto positivo en los lugares que visitan, es importante entender que el bienestar animal en Costa Rica esta en progreso. A menudo impulsados ​​por la demanda de los propios turistas, algunos proveedores de turismo se involucran en prácticas que dañan la vida silvestre.

¿Las buenas noticias? Al abogar por buenas prácticas y denunciar abusos, los viajeros pueden tener un impacto positivo en nombre de las criaturas que hacen que este país sea tan inolvidable, pero que no pueden hablar por sí mismas.

Solo di no a las selfies con animales

Uno de los mensajes más importantes sobre bienestar animal que los líderes turísticos de Costa Rica han estado impulsando en los últimos años es un recordatorio para los turistas de que las selfies con animales, o los recorridos y las instalaciones que los promocionan, deben evitarse a toda costa.

La campaña #StopAnimalSelfies, encabezada por el Ministerio de Ambiente y Energía (MINAE) y una amplia gama de otras organizaciones públicas, privadas y de la sociedad civil, comenzó después de que un informe de 2017 de World Animal Protection clasificara a Costa Rica en el séptimo lugar a nivel mundial en prevalencia de selfies con animales salvajes.

¿Qué tiene de malo una fotografía? Claro, es posible tener suerte y tomar una selfie con un pájaro salvaje o un mamífero en el fondo, pero incluso si un viajero tiene un momento fortuito, publicar y compartir esa foto aumenta la demanda de tales imágenes. Si los proveedores de turismo saben que los viajeros están ansiosos por tomar selfies con animales, algunos harán lo que sea necesario para facilitarlos. Así es como Costa Rica se abrió camino hasta el número siete en esa lista: turistas que comparten selfies con animales salvajes que habían sido capturados, restringidos o manipulados de alguna manera que afectan su desarrollo natural y bienestar.

El sitio web de la campaña señala que estas prácticas abren la puerta no solo al abandono y maltrato animal, sino también al peligro para los humanos que pueden sufrir mordeduras, arañazos y enfermedades.

Los viajeros pueden marcar la diferencia no solo al evitar estas ofertas, sino también al ayudar a las autoridades costarricenses a correr la voz. La campaña pide a las personas que posen con un animal de peluche y lo publiquen en las redes sociales con el mensaje «No hago daño a los animales salvajes por una selfie» y el hashtag #stopanimalselfies.

No alimente a los animales, por la seguridad de los animales y la suya

Cualquiera que haya visitado el famoso Parque Nacional Manuel Antonio conoce las consecuencias de que los turistas alimenten a los animales: monos, iguanas y otros animales salvajes que están acostumbrados a las golosinas humanas que a menudo no son saludables para ellos. Esto puede incluso resultar en un comportamiento agresivo por parte de los animales. No los alimente, y en Manuel Antonio, ni siquiera coma cerca de ellos. (Ni siquiera deje sus maletas desatendidas mientras nada).

Informe a los animales que necesitan ayuda y no los manipule usted mismo

Una de las cosas más importantes que pueden hacer los visitantes de Costa Rica para ayudar a los animales del país es denunciar cualquier maltrato que observan que reciba un animal. #StopAnimalSelfies pide a los viajeros que llamen al 1192, una línea dedicada a quejas ambientales que transferirá la información a las autoridades correspondientes; puede presentar su queja de forma anónima. (¿Problemas para comunicarse? El personal del servicio 911 de Costa Rica también puede transferir las llamadas de emergencia de animales a las autoridades correspondientes). Residentes, o viajeros que tienen el tiempo y la habilidad para actuar aún más, pueden llenar un reporte con el Servicio Nacional de Salud Animal (SENASA) por maltrato general a los animales, o con el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) por lesiones o muerte de animales a [email protected], con una llamada confidencial al 800-8000-645, o vía WhatsApp al 8800-0645.

Es importante no manejar las emergencias de vida silvestre por su cuenta. Como dice el Código Ético de la campaña, nunca atrape ni saque animales de su hábitat, lo que puede ser peligroso tanto para usted como para ellos. Por ejemplo, a veces las personas ven a un animal bebé solo, asumen que ha sido abandonado y lo llevan a un refugio, lo que lo aleja para siempre de su madre que puede estar muy cercana y evita que tenga una vida normal en la naturaleza, a menos que ocurra una rehabilitación significativa. (Esto también ejerce presión sobre los recursos limitados de las instalaciones de bienestar animal).

Apoye las prácticas éticas con su dólar turístico

Si un proveedor de turismo promete interacción con animales, tome nota de la bandera roja que se levanta frente a usted. Cruzarse con la vida silvestre es un maravilloso momento de suerte en Costa Rica, y es casi seguro que tendrá esa experiencia, pero debe seguir siendo solo eso: una feliz sorpresa. Cualquier actividad que manipule la vida silvestre para el disfrute humano es dañina para las criaturas en exhibición. Evite estas prácticas y, si las descubre mientras ya se encuentra en un destino o en un recorrido, use su considerable influencia como visitante para brindar comentarios o, si es necesario, informe el maltrato animal como se detalla anteriormente.

Una excepción importante y complicada: los centros de rescate de animales, donde, por definición, los animales han sido retirados de su entorno. Estas instalaciones están sujetas a regulaciones estrictas, y hay muchos casos documentados de instalaciones que no las cumplen. La próxima semana ofreceremos consejos de las autoridades sobre este tema para los viajeros que quieran visitar un refugio o ser voluntarios, pero quieren asegurarse de que están apoyando una operación ética.

Lea mucho más sobre la Ley Contra el Maltrato Animal en nuestra serie de formato largo aquí.

Katherine Stanley Obando
Katherine (Co-Fundadora y Editora) es periodista, editora y autora con 16 años de vivir en Costa Rica. Es también la co-fundadora de JumpStart Costa Rica y Costa Rica Corps, y autora de "Love in Translation." Katherine (Co-Founder and Editor) is a journalist, editor and author living in Costa Rica for the past 16 years. She is also the co-founder of JumpStart Costa Rica and Costa Rica Corps, and author of "Love in Translation."

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Advertisment -spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

Edición Actual

spot_img